¿Puede la dieta causar sangrado rectal?

La sangre roja brillante en el papel higiénico o en el tazón después de un movimiento intestinal es un indicador de sangrado rectal. Sangrado de cualquier área de su tracto digestivo o encontrar sangre en sus heces merece una consulta con su médico para determinar la causa. En algunos casos, el ajuste de su dieta puede ser parte de su tratamiento.

Fibra

Su dieta puede ser la causa del sangrado rectal si no está recibiendo suficiente fibra y líquidos diariamente. La fibra aumenta el volumen de las heces, haciéndolo más fácil de pasar. Sin fibra suficiente, puede convertirse en estreñimiento, lo que aumenta la cantidad de esfuerzo durante una evacuación intestinal. El esfuerzo excesivo puede contribuir a las hemorroides, el abultamiento de los vasos sanguíneos en el ano. Las hemorroides a veces sangran y son una forma común de sangrado rectal. Beba más agua – hasta 64 onzas. Diariamente – y aumentar su ingesta de fibra para reducir sus síntomas y frenar o prevenir este tipo de sangrado rectal. La American Dietetic Association recomienda que los adultos consumen entre 20 y 35 g de fibra diaria. Los granos enteros, frutas y verduras frescas y los frijoles son una excelente fuente de fibra dietética.

Grasa saturada

Una ingesta excesiva de grasa puede aumentar el riesgo de varias condiciones médicas de las que la hemorragia rectal puede ser un síntoma. El estreñimiento y la diarrea son dos efectos secundarios de seguir una dieta alta en grasas, ambos síntomas gastrointestinales pueden contribuir a hemorroides y sangrado rectal. De acuerdo con el pediatra y autor Dr. William Sears, comer demasiada grasa saturada puede aumentar su riesgo de desarrollar cáncer de colon. El sangrado rectal puede ser un síntoma de cáncer de colon. Cambie al aceite de oliva como su aceite de cocina para reducir su ingesta de grasas saturadas y para dar a su cuerpo más de las grasas “buenas” que pueden tener un efecto beneficioso sobre su salud.

Alcohol

Su ingesta de bebidas alcohólicas, particularmente cerveza, puede aumentar su riesgo de afecciones médicas asociadas con sangrado rectal. Según el Dr. Sears, la cerveza y el vino contienen carcinógenos – nitrosaminas y taninos, respectivamente – que se activan al entrar en los intestinos y pueden aumentar el riesgo de desarrollar cáncer colorrectal. Beba alcohol con moderación, disfrutando de un máximo de 1 a 2 bebidas diarias, para minimizar sus riesgos para la salud.

Comida envenenada

La intoxicación alimentaria podría ser una causa dietética de sangrado rectal. Alimentos contaminados con bacterias dañinas debido a condiciones de cocina insalubres o cocción insuficiente pueden causar enfermedades transmitidas por los alimentos. Los síntomas de intoxicación alimentaria pueden incluir náuseas, vómitos y diarrea, la diarrea persistente puede conducir a sangrado rectal en algunos casos debido a la irritación de la zona anal. Evite las enfermedades transmitidas por los alimentos al cocinar carnes a temperaturas internas mínimas recomendadas por el USDA, entre 145 y 165 grados Fahrenheit. Evite la contaminación cruzada de jugos de carne cruda en utensilios de cocina y tablas de cortar lavando sus implementos en agua caliente y jabón inmediatamente después de usarlos.